Mostrando productos de Barcelona Cambiar a Madrid
Wallnwood es un espacio diáfano con aspecto industrial de más de 215m² y con capacidad para más de 120 personas

Estudio Wallnwood, un espacio en el corazón de la ciudad

Situado en el encantador barrio barcelonés de Gràcia, Wallnwood es un espacio diáfano con aspecto industrial de más de 215m² y con capacidad para más de 120 personas. Idóneo para todo tipo de rodaje y eventos.

UN ESPACIO EN EL CORAZÓN DE LA CIUDAD

Con un equipo amable y flexible, el espacio es ideal para sesiones de fotografía o rodajes, así como para organizar todo tipo de eventos y experiencias. “Al igual que en otros sectores, la industria audiovisual cambió mucho en poco tiempo. De esta manera, la realidad ya no se debate entre los grandes platós en polígonos y los pequeños garajes o locales improvisados –entabla Luis Miguel Gil, responsable del espacio Wallnwood–. Existe una industria media que es la que pega fuertemente hoy. Desde agencias, productoras, estudios que puedan llevar a cabo producciones cañeras con presupuestos medios que no requieran inmensos platós con parrillas de focos o suelos blancos, por ejemplo, sino espacios con encanto y, sobre todo, versatilidad.” Wallnwood nace de aquella necesidad de hallar estudios de dimensiones medias en plena ciudad y de carácter transformable. En este sentido, no se ciñen a un material técnico en concreto, sino que acuden a diferentes empresas de alquiler asociadas a fin de personalizar las producciones hasta el último detalle.

CARACTERÍSTICAS DE WALLNWOOD

El estudio dispone de una sala central diáfana provista de paredes de ladrillo, de otra blanca y de vidriera. El suelo de cemento le brinda un toque industrial y moderno que se combina armoniosamente con el resto del entorno.

Así, está acondicionado para las producciones tanto por la luz natural regulable como por las cortinas acústicas o las barras para los focos, entre demás aspectos. “Uno de los grandes handicaps del audiovisual es la logística y aquí intentamos facilitar lo más posible esta vertiente” –recalca Luis Miguel–. En este sentido, “a veces es igual de duro el día de rodaje como el siguiente; aquí pensamos en ello” –añade Aina Sanfeliu, encargada del espacio afiliado Rojosillón–. Si un(a) director(a) de arte quiere utilizar mobiliario cuidado y personal para sus producciones, dispone de un abanico de posibilidades proveniente tanto de la tienda adyacente como del conjunto de empresas de alquiler con las que colaboran y que hacen llegar su material directamente. Esta colaboración infiere en una sinergia de la cual la mayoría aprovecha.

En Wallnwood, proveen material técnico a productoras, estudios y fotógrafos, se rehúsan sin embargo a adherir a una única marca de cámara o a un tipo de iluminación. Apuestan por facilitarles a los clientes la elección de lo que les parezca más apropiado; “por eso intentamos proveer material técnico a buen precio” –menciona el gestor del espacio–. Cabe además destacar que hay un conjunto de elementos que siempre va incluido en el alquiler del plató, a saber: ceferinos, banderas, pórex, fondos de papel de diferentes colores, en los que el croma está comprendido.

EL ESPACIO ROJOSILLÓN

Wallnwood posee una galería que está ocupada por una tienda asociada de muebles y restauración, Rojosillón, con piezas cuidadas y de diseño para vestir las producciones.

RASGOS DISTINTIVOS

Como aspectos diferenciadores en comparación a demás estudios con características similares, en Wallnwood se pueden llevar a cabo producciones importantes sin deslocalizarse de Barcelona. El espacio es atractivo, luminoso, tranquilo y detenta varios rincones en los que cada uno, según sus preferencias, se sentirá a gusto. “Si le preguntas a una productora en qué tipo de producciones se especializa, supongo que te dirá en las que más la han enriquecido; no sólo económicamente, sino en aquéllas que le han aportado valor a sus bobinas” –agrega Aina–. Por último, no reivindican especializarse en un tipo de producciones en concreto sino en “aquellas productoras que consideran que un plató no sólo son cuatro paredes blancas con montacargas sino un espacio con atrayentes rincones, provisto de arte y de valiosos elementos técnicos” –concluye Luis Miguel–.

Comments

Deja un comentario

10 − tres =

¿Eres humano? *